Utilizamos cookies propias y de terceros, analizando sus hábitos de navegación en nuestra página web, con la finalidad de garantizar la calidad, seguridad y mejora de los servicios ofrecidos a través de la misma. En los casos en que el usuario no manifieste expresamente si acepta o no la instalación de las cookies, pero continúe utilizando nuestra página web, se entenderá que éste ha dado su consentimiento, informándole expresamente de la posibilidad de bloquear o eliminar las cookies instaladas en su equipo mediante la configuración de las opciones del navegador. Puede obtener más información a este respecto consultando nuestra Política de Cookies
Acepto
Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas

Noticias

País Vasco, La Rioja y Navarra son las CC. AA. con mayor nivel de bienestar, aunque son los habitantes de Baleares los más satisfechos con la vida

La Fundación BBVA y el Ivie presentan una monografía que analiza la evolución de la calidad de vida en España y sus comunidades autónomas

El bienestar de la sociedad depende no solo de los factores económicos, relacionados con la renta per cápita, sino también de otros aspectos como la salud, la educación, la seguridad o las relaciones sociales. Actualmente, España se sitúa por debajo de la media de la OCDE en renta, empleo, vivienda, educación y satisfacción con la vida, mientras que supera el promedio en las variables relacionadas con la salud, las conexiones sociales, el medio ambiente y la seguridad.

La crisis económica ha tenido un impacto negativo sobre gran parte de las variables relacionadas con el bienestar material. En concreto, la renta de los hogares entre 2009 y 2015 cayó en España un 8,7%, el mayor retroceso de todos los países de la OCDE, mientras que la tasa de paro multiplicaba en 2016 por 2,3 el valor de la de 2006. Además, la pobreza, medida por el porcentaje de personas que viven en hogares cuyo gasto es inferior al 60% de la mediana de gasto nacional, creció un 6,07% entre los años 2006 y 2014. Frente a estas variables del bienestar, la evolución de las variables relacionadas con la educación se han comportado mejor y España ofrece mejores resultados que la media de la OCDE en los indicadores de bienestar que miden la seguridad, el medio ambiente, la salud y las conexiones sociales.

Las comunidades autónomas que, en conjunto, presentan mejores niveles de bienestar tras la salida de la crisis y el inicio de la recuperación son País Vasco, La Rioja, Navarra y Madrid. Andalucía y Canarias son las que muestran peores resultados, aunque Comunidad Valenciana, Castilla-La Mancha, Extremadura y Murcia también se sitúan por debajo de la media nacional.

Estas son algunas de las conclusiones de la monografía Las facetas del bienestar: una aproximación multidimensional a la calidad de vida en España y sus comunidades autónomas 2006-2015, elaborada por la Fundación BBVA y el Ivie como parte de su programa de investigaciones económicas. El trabajo -realizado por los investigadores Carmen Herrero y Antonio Villar, en colaboración con Ángel Soler, técnico de investigación del Ivie- analiza la evolución del bienestar entre 2006 y 2015 y ofrece una perspectiva multidimensional a nivel nacional y regional.

El estudio ofrece también datos sobre el grado de satisfacción con la vida que declaran los ciudadanos, que en en algunos casos muestran una cierta disparidad con respecto a los niveles de bienestar objetivo. Es el caso de los habitantes de Islas Baleares, Cataluña y Comunidad Valenciana que, pese a presentar niveles medio y medio-bajos de bienestar objetivos, son los que tiene una percepción más positiva de su vida (junto con los de Navarra y el País Vasco, con altos niveles de bienestar objetivo). Lo contrario ocurre en el caso de Galicia, que aparece por encima de la media en bienestar objetivo y, sin embargo, es la comunidad más insatisfecha.

30 noviembre 2017

GALERÍA